¿Qué es la cistitis? Síntomas y cómo prevenirla

La cistitis o infección de orina es una infección en la vejiga que produce dolor y malestar. La mayoría de veces, la infección la causa una bacteria (Escherichia coli) y si se detecta a tiempo y se sigue el tratamiento pautado por los médicos, la infección remite rápidamente.

Si la infección no se trata en una fase inicial puede desplazarse y afectar los riñones, provocando una problema de salud más grave (pilonefritis, infección renal) con consecuencias para la salud. Por eso es importante una detección rápida de la infección.

 

La_cistitis_puede_causar_problemas_mas_graves
Algunos de los principales síntomas de la cistitis:

  1. Necesidad constante de hacer pipí
  2. Dolor al hacer pipí
  3. Presencia de sangre en la orina
  4. Olor fuerte de la orina
  5. Fiebre
  6. Escalofríos
  7. Dolor de espalda

Todos, hombres, mujeres y niños, pueden padecer cistitis pero es cierto que las mujeres, por las propias características de su organismo, con la uretra más corta, son más propensas a padecerla. También hay factores de riego:

  1. El uso del diafragma como método anticonceptivo
  2. El embarazo
  3. Mantener relaciones sexuales
  4. Menopausia
  5. Diabetes
  6. El uso durante tiempo de sonda en la vejiga

Si empiezas a padecer algunos de estos síntomas es importante visitar al médico para realizar un análisis de orina y pautar el tratamiento adecuado.

También podemos introducir hábitos que ayuden a reducir el riesgo de padecer cisitis. Puede ayudar

– Beber abundante agua. Esto hará que vayas más al baño y elimines bacterias de la vejiga
– Evita controlar la necesidad de orinar
– Ten especial cuidado al limpiarte después de ir al baño. En mujeres siempre de delante hacia atrás para evitar que las bacterias de la zona anal afecten la uretra.
– Evitar llevar el traje de baño mojado durante mucho tiempo

Hay que tener en cuenta que ciertos tratamientos y medicación pueden producir infección de orina así como también puede aparecer como complicación de alguna enfermedad. En estas situaciones el paciente ante los primeros síntomas de cistitis no debe esperar para contactar con su médico.